El secreto de Puente Viejo

Pepa y Tristán hacen pública su relación


Soledad promete a Juan que jamás le perdonará

 Francisca quiere vengarse de los alborotadores que fueron a su casa a amenazarles

Pepa y Tristán pasean del brazo haciendo así pública su relación. Alberto se disculpa con Pepa sabiendo que no puede conseguir nada de ella ya, una cosa sí puede ofrecerle, su libertad; aún son marido y mujer. Alberto se irá de Puente Viejo y comunica a los alcaldes su marcha.

 Por su parte, Soledad promete a Juan que jamás le perdonará. La infidelidad de él ha roto su matrimonio. La joven está desolada y no hay nadie que pueda ayudarle, ni su hermano que ha venido a tenderle cuantas manos hagan falta. Mariana informará a Francisca de la evolución de Soledad.

 Eloísa intenta, una última vez, que Juan se marche con ella, infructuosamente, Juan se quedará junto a su esposa hasta que ella decida darle una oportunidad a ese amor que nunca se ha acabado. La duquesa se marcha sola y destrozada.

 Mientras, Sebastián le pide a Virtudes que corte de una vez con Gerardo y se vaya con él y su dinero. Ella lo hace, ama a Gerardo, sólo que le ha estado engañando y le pide que abra los ojos. Sebastián comprende la estafa en la que se ha visto envuelto.

 Por último, Francisca quiere vengarse de los alborotadores que fueron a su casa a amenazarles, pero esta vez el alcalde no podrá satisfacer sus deseos.