El secreto de Puente Viejo

Onésimo cuenta en el colmado las peripecias de su viaje por Alemania


Este miércoles en El secreto de Puente Viejo… Ignacio espera que Ramón le detalle el resultado de la auditoria, pero frente al silencio del contable, decide desahogarse y asegurarle que ya no le importa lo que decida su familia, considera que ya ha sufrido bastante castigo con su traslado a Puente Viejo.

D. Ignacio y Urrutia consideran que el cese de la huelga pospone el problema y deciden estratégicamente comprar más reservas para prevenir la próxima revuelta. Marta reprende a Rosa por aceptar la cita teatral con Adolfo, cree que su padre debería dar su aprobación. Ramón se presenta para despedirse, quiere hablar a solas con Marta.

Onésimo cuenta en el colmado su periplo en Alemania y la añoranza de la familia que allí sentía. El Capitán Huertas, D. Filiberto y Mauricio comentan el desenlace de la huelga. El capitán considera que es un cierre de huelga en falso, los problemas siguen; el sacerdote cree que se quejan demasiado y deben volver al tajo, Mauricio, con cierta prudencia, decide no pronunciarse.

Adolfo comenta a Tomas el paseo que tuvo con Marta Solozábal y su hermano le reprende, cree que juega con fuego coqueteando con ambas hermanas. Maqueda coincide con Tomas en que, el fin de la huelga, pospone el problema, no lo elimina. Los hermanos planifican la mejor forma de reforzar la seguridad de la mina, saben que su madre será difícil de persuadir.

Alicia expresa su indignación a Matías por la traición de los mineros y acusa a Cosme de estar detrás. Cree que hay que escarmentarlos, pero Matías le explica que mediante amenazas, no se consigue nada. Matías se encuentra con Cosme y el minero  se avergüenza de negociar a sus espaldas el cese de la huelga, pero le asegura que el miedo a perder el trabajo es peor.

La marquesa comenta con Francisca el satisfactorio desenlace de la huelga, gracias a sus consejos, su invitada aprovecha para recordarle que deben abordar los detalles de su acuerdo.