El secreto de Puente Viejo

Magdalena a Berengario: “Para ti soy tu magdalenita”


Berengario evita a todas horas a Doña Magdalena, la mujer que cree que es su esposo y al que llama es a Armando. Tiburcio y Magdalena aparecen por sorpresa ante a Berengario. Éste no sabe cómo reaccionar, pero al final entiende el plan de Tiburcio. No tiene otra opción y, finalmente, hace creer a Magdalena que es Armando y, por lo tanto, su marido.