El secreto de Puente Viejo

Fernando busca a Pepa para despedirse


  • Olmo decide mandar a su hijo a un internado, lejos de Puente Viejo
  • Alfonso está hechizado por Adolfina y ella se da cuenta
  • Juan y Soledad hacen planes de futuro pero Enriqueta, que no esta en sus cabales, los delata escribiendo un anónimo a Olmo

Olmo ha decidido mandar a su hijo a un internado. Fernando se escapa de casa para despedirse de Pepa, la única persona a quien aprecia de verdad. Entretanto, Pepa intenta convencer a Olmo de que no mande a Fernando lejos de Puente Viejo, pero Olmo se niega.

Antonio está liquidando los negocios de Juan, pero piensa quedarse en Puente Viejo.

Emilia confía en que todo marche mejor cuando Adolfina se haya ido. Pero, mientras Adolfina llega a casa empapada, se da cuenta de que Alfonso la mira de una forma “especial”. Alfonso está hechizado por Adolfina y cree que es Emilia quien debe pedirle que se vaya.

Juan y Soledad hacen planes de futuro. Irán juntos a París. Pero no cuentan con que Enriqueta no esta en sus cabales. Delata a Juan y Soledad escribiendo un anónimo a Olmo.

Tristán llega con muy malas noticias; la lluvia ha provocado una inundación en las tierras del Jaral, es muy probable que vayan a perder toda la cosecha. No saben todavía que detrás de esta catástrofe hay una mano negra.

Gregoria desahoga con Francisca su frustración por ver a Pepa y Tristán tan unidos, ella le tranquiliza; el plan contra Pepa tardará poco en llegar. Gregoria ve el ramo de rosas blancas… ha llegado el momento de atacar.