El secreto de Puente Viejo

Dolores no se fía de Esther


Este martes en El secreto de Puente Viejo… Fernando, perplejo por la exhibición motriz de María, pregunta que ha podido provocarlo y Vilches argumenta que ha sido el tesón de la paciente y no tanto, el nuevo tratamiento. María confía plenamente en su recuperación y pide a Fernando que le permita seguir con las agujas y no desvelar a nadie su leve mejoría. María está inquieta esperando su autorización.

Prudencio explica a sus cómplices que hay una solución mejor que desenterrar el cadáver del padre de Lola, ha decidido enfrentarse con Francisca. Lola no cree que solucione nada, pero Prudencio conoce secretos de la de Montenegro y piensa que puede pactar con ella. Pide a Lola que vuelva a trabajar en la bodega, pero ella cree que no debe fallar a Matías y Marcela; justo entonces, son ellos los que deciden despedirla.

Raimundo y Mauricio ponen al día a Francisca de lo acontecido en la asamblea y la reunión con el subsecretario. Ella cree que, contra el poder del estado, poco se podrá hacer. Severo, junto al resto de portavoces de la asamblea, se presentan donde García-Morales para comunicarle que el pueblo se opone a la decisión gubernamental. El subsecretario, convoca a Carmelo a una reunión, alimentando la esperanza de sus compañeros, pero en ésta, el coronel le hace saber que si quieren guerra, la tendrán.

Don Berengario consuela a Esther que, sumida en la congoja, añora a su madre. En el colmado, Dolores tiene un nuevo encontronazo con ella y le dice, abiertamente, que es una veleidosa, algo que molesta a la joven que se marcha sin comprar.